Consejos para mejorar el rendimiento de tu portátil profesional

9 agosto 2017

3 min read

Un portátil profesional es una herramienta de trabajo clave para cualquier empresa y como tal debemos cuidarla para que se mantenga en buen estado y ofrezca no sólo una larga vida útil, sino también un funcionamiento óptimo durante todo su ciclo de vida.

Consejos para mejorar el rendimiento de tu portátil profesional (Desktop)

En este artículo vamos a repasar una serie de claves que explicaremos de forma detallada y que os servirán para mantener al día todo portátil profesional que utilicéis en vuestra empresa.

Estos consejos también ayudarán a mejorar el desempeño del equipo y bien aplicados pueden servir para dar una segunda vida a sistemas que hayan sufrido una caída considerable de rendimiento con el paso del tiempo y el uso continuado.

1.- Limitar los programas que cargan al arrancar el equipo

Es una medida tan sencilla como eficaz, dado que acelera los tiempos de arranque del sistema y reduce el número de programas que tendremos activos en segundo plano nada más iniciar Windows 10.

Para realizar este ajuste hay que hacer clic derecho en la barra de tareas, seleccionar "Administrador de Tareas > Inicio" y seleccionar la opción "Deshabilitado" en la opción de "Estado".

2.- Mantener el sistema operativo y los controladores actualizados

Las actualizaciones del sistema operativo son fundamentales para que un equipo esté protegido, ya que a través de ellas se reciben los últimos parches de seguridad.

También se introducen nuevas funciones y características con algunas actualizaciones y en el caso de Windows 10 se amplía el periodo de soporte del sistema operativo. Son fundamentales, ya que extienden el soporte, amplían las capacidades del equipo y además mejoran la protección del mismo.

Los controladores también juegan un papel muy importante, ya que de ellos depende el buen funcionamiento del sistema y pueden ayudar a mejorar el rendimiento y la seguridad, así que todo portátil profesional debe tenerlos al día.

3.- Desfragmentar la unidad de almacenamiento

Si en tu empresa se utilizan portátiles con discos duros utilizar la herramienta de desfragmentación periódicamente puede ayudar a mejorar el rendimiento general del equipo.

Todo portátil recurre a la unidad de almacenamiento para realizar operaciones de lectura y escritura así que el disco duro es una pieza básica de la que depende el rendimiento de todo el sistema.

En caso de que el disco duro esté fragmentado el rendimiento decaerá de forma considerable y lo notaremos en los tiempos de carga al ejecutar aplicaciones o abrir documentos y archivos.

Con la herramienta de desfragmentación se resuelve ese problema ejecutando un proceso de ordenación que permite agilizar los tiempos de carga en la unidad, aunque no es necesario hacerlo en unidades SSD.

4.- Cuida la limpieza del equipo

En este artículo ya hablamos sobre la importancia de la limpieza para el correcto mantenimiento de un portátil, pero debemos tener en cuenta que también es importante ejecutar un proceso de limpieza a nivel interno.

Los portátiles suelen acumular polvo y suciedad en su interior tras varios años de uso continuado, un hecho que puede acabar afectando negativamente al rendimiento general del sistema y generar problemas de exceso de calor.

El departamento de TI debería llevar a cabo limpiezas periódicas del interior de los portátiles para asegurar un funcionamiento óptimo durante más tiempo.

5.-Ajusta la configuración de energía a cada situación

Un portátil profesional debe tener un correcto equilibrio entre potencia y movilidad, es un tema que también hemos tenido ocasión de tratar en este artículo, pero hay situaciones en las que puede que necesitemos romper ese equilibro para obtener un mayor rendimiento.

Si utilizamos Windows 10 podemos dar un empujón al rendimiento del sistema de una manera muy sencilla cambiando el plan de energía del sistema a "alto rendimiento". Hay que tener en cuenta que esto mejorará el desempeño pero aumentará el consumo y reducirá la autonomía.

Para cambiar esta opción basta con escribir "Editar Plan de Energía" en la barra de búsqueda de Cortana y seleccionar la opción "Cambiar la Configuración Avanzada de Energía".